Arte mágico de Teatro Negro

Visitar a Praga, la hermosa capital de la República Checa, es una experiencia única por sí sola. Además, la ciudad ofrece un sinnúmero de actividades de todo tipo. Entre las opciones más interesantes pertenece también la de asistir a una representación del Teatro Negro, una joya de la cultura checa.

Y la buena noticia es que uno no tiene que viajar  necesariamente a Praga para poder ver un espectáculo mágico dado que los teatros más célebres del país se presentan regularmente en varios escenarios mundiales, incluyendo los de los países latinoamericanos.

Los orígenes datan de la época imperial China donde desde hace cientos de años ya se comenzó a desarrollar esta expresión artística.

Desde allí sus creadores checos tomaron la idea del “gabinete negro”, expresión típica del teatro asiático, sin embargo, revolucionaron la técnica utilizando de mejor forma las luces, sombras, mímica y acrobacias. Se trata de la peculiar forma de representación que desde hace más de 35 años se viene trabajando en Praga, cuna del arte de la cámara y la luz negra.

Cuando el espectador salga de la sala no sabrá si lo vio o lo soñó. El teatro negro es un mundo propio de colores, música y efectos especiales. Objetos iluminados, artículos fosforescentes o personajes flotando son algunos de los elementos que hacen único este arte. Se trata de una ilusión óptica lograda gracias al hecho de que los actores se visten totalmente de negro y utilizan colores para resaltar diferentes partes de su cuerpo. Mediante la creatividad, con los excelentes efectos visuales se puede conseguir cualquier efecto y una fantástica propuesta divertida.

Las obras de teatro negro suelen ser mudas, así que no es necesario hablar otros idiomas. Solamente la música de fondo es el protagonista acústico importante. Aparte, las actuaciones tienen un toque de un secreto difícilmente especificado que no se puede ver en ninguna otra forma artística. La temática de las representaciones es muy variada, desde fábulas y temas infantiles hasta historias de amor o simplemente sketchs humorísticos.

Son varias las salas y teatros pequeños donde se puede disfrutar de obras de este tipo. Una de las escenas más reconocidas es el Teatro de Jirí Srnec, el primer teatro negro en el mundo. Fundado en el año 1961, en la onda de la vanguardia de teatro de entonces, llamó la atención desde sus inicios como una agrupación de calidad artística excepcional. Tras el éxito en el Festival de Teatro de Edimburgo en 1961, se le abrieron los escenarios más respetados del mundo entero. Hasta hoy, esta compañía ha realizado más de 300 giras por todo el mundo, ha participado en unos cien festivales de teatro y ha recibido numerosos premios del público y de los críticos artísticos. Su fascinante montaje Lo mejor del Teatro Negro incorpora los mejores actos de los más de veinte títulos de la compañía.

Aunque muchos grupos teatrales desarrollen hoy el mismo truco en distintos puntos del globo, El Teatro Negro de Praga es un teatro diferente que se basa en la incapacidad del ojo humano de distinguir negro sobre negro. Una visión nueva de un teatro moderno multi-género empezó a materializarse en 1987. De esta manera surgió un tipo único de un teatro sintético que conecta el teatro negro con los elementos de musicales, bailes y pantomima. Durante su existencia de más de 25 años, el teatro ha visitado varios países de todo el mundo. El montaje Las aventuras de Fausto es sin duda una de sus mejores obras. Por lo tanto está de nuevo incluida en el repertorio del teatro, sin embargo, esta vez con varios elementos nuevos y novedosos. La compañía teatral ha partido de varias fuentes: una leyenda, la obra de Goethe y la supuesta casa de Praga desde donde el protagonista inicia su viaje por el cielo.

El Teatro Negro de Praga Ta Fantastika es otro de los mayores atractivos culturales. El grupo se formó en 1980 en los Estados Unidos, adonde emigró su fundador Petr Kratochvíl de Checoslovaquia. Después de la Revolución en 1989, Kratochvíl regresó a su tierra natal para crear una escena del teatro allí.

El nuevo teatro tuvo el éxito casi inmediato tanto en la República Checa como en el extranjero. Uno de sus espectáculos únicos es la representación basada en el cuento de Alicia en el país de las maravillas. No se trata de una adaptación literal de la obra, sino que empieza en el punto donde la niña Alicia termina sus andanzas. Ayudado por su imaginación, el autor hace pasar a Alicia por todos los instantes bellos de la adolescencia y de la incipiente edad adulta, haciéndola descubrir la vida y sentir la risa, el llanto, la alegría y la tristeza. Todo ello proyectado sobre el trasfondo de la antigua Praga, que además de ser una joya arquitectónica, rica en acontecimientos históricos, es también una encrucijada de la cultura cristiana y judía.

Fuentes: Canalviajes.com, Swingalia.com, Contemporanea-pa.comBogota.vive.in, Laud.udistrital.edu.co. Foto 1, foto 2, foto 3, foto 4, foto 5.