El mes de septiembre con vino y fiestas de San Venceslao

vino1El mes de septiembre en la República Checa pertenece a vendimias. Es decir, en esta época es una costumbre ir a visitar los viñedos del país donde se pueden saborear diferentes tipos de vinos – tintos, blancos y rosados, pero también el vino joven fermentado conocido como burcák. Este mosto de uvas blancas se saca del tanque unos días después del inicio del proceso de fermentación cuando el azúcar y el alcohol se mantienen en cierto equilibrio sensacional. Los vinos checos se destacan por su elevada calidad, premiada a nivel internacional.

La tradición de vino en tierras checas es larga, aunque el propósito del cultivo del vino en aquel entonces no era disfrutar de una copa en una cena romántica con velas, sino que tenía mucho que ver con el cristianismo. Simbolizaba la sangre de Cristo y se utilizaba en las misas. No obstante, hoy en día este significado del vino se ha perdido y una botella de vino se disfruta con una comida rica y una compañía agradable.

vino2Diferentes ciudades preparan eventos especiales que cuentan con catas de vino y actividades de ocio que incluyen hasta los desfiles históricos y folclóricos, torneos medievales o mercados de artesanías. Por supuesto, no hace falta ni una oferta exquisita de platos típicos.

Aunque en Bohemia también hay viñedos, Moravia es la región conocida por su cultura de vid. El centro de esta cultura se encuentra en el sur de Moravia donde se produce más del 90 por ciento del vino checo. Lugares como Pálava, Mikulcice o Znojmo cada año dan la bienvenida a miles de amantes de vino, particularmente en la temporada de la cosecha. Además, en esta zona lo interesante son también los pueblitos con bodegas de vino y personal acogedor que sirve vinos de variedades checas, por ejemplo, el intensamente floral Cabernet Moravia, el Frankovka de color rubí o el aromático Pálava de Moravia.

vino3En Znojmo los interesados pueden participar en un tour especial de vino subiéndose al llamado VINOBUS, con el cual pueden recorrer hasta 60 kilómetros para ver varias localidades de vino, incluyendo el viñedo más bonito del país que se llama Šobes. Ubicado en el corazón del parque nacional Podyjí el lugar tiene un microclima especial, se trata de una de las mejores localidades para cultivar vino en toda Europa. Durante el tour se degusta vino en quince diferentes paradas, se visita un monasterio local, se observan los cultivos de vino, y es posible disfrutar también de las vistas hermosas del parque nacional. El bus opera desde abril hasta octubre. Además, es posible llevar su bicicleta y seguir conociendo las bellezas de la región de esta manera.

No obstante, en la capital checa misma se encuentran unas 12 hectáreas de viñedos. Una de las viñas está directamente en el Castillo de Praga, su origen se remonta al siglo 10, y lleva el nombre de su fundador, San Venceslao. Por tal motivo, el día de San Venceslao, el 28 de septiembre, los visitantes pueden degustar los vinos de viticulturas checas más importantes, disfrutando al mismo tiempo de una vista espectacular del centro histórico de Praga.

vino4Dado que San Venceslao es el santo patrono nacional, el 28 de septiembre es día de fiesta nacional. Ese día se conmemora el asesinato del príncipe Venceslao Premislita en 935 por orden de su hermano menor Boleslao, el resultado de la lucha por el poder entre ambos hermanos. La muerte de Venceslao representó un duro golpe para el pueblo, ya que la mayoría de los ciudadanos apreciaban y respetaban a su príncipe y creían que tenía un poder milagroso. Gracias precisamente a esta veneración, Venceslao fue canonizado pasados 40 años de su muerte y se convirtió en uno de los primeros santos de origen checo. Asimismo es el patrón de los cerveceros y productores de vino.

En varias partes del país se conmemora su legado celebrando eventos especiales. La que más renombre tiene es la Fiesta en Cesky Krumlov que ofrece conciertos, presentaciones folclóricas, un patio de vino, un mercado con mercancías y golosinas tradicionales, o hasta excursiones guiadas por la ciudad.  El programa incluye también un encuentro de Venceslaos y Venceslavas, competiciones y juegos para niños y la noche de San Venceslao cuando las galerías y los museos están abiertos para el público con entrada libre.

Fuentes: KudyZnudy.cz, WineOfCzechRepublic.cz, Novinky.cz, CKrumlov.info. Foto 1, foto 2, foto 3, foto 4.