Una exposición en honor a la obra de Josef Lada en Praga

A mediados de noviembre de 2017 en la galería de la Casa Danzante, un edificio de estilo deconstructivista ubicado a orillas del río Moldava, fue inaugurada la exposición más grande de la obra del escritor, pintor e ilustrador checo Josef Lada.

Se trata de una exhibición retrospectiva en conmemoración de dos aniversarios relacionados con el artista checo: 130 años de su nacimiento y 60 años de su muerte. Para los checos Lada es un hombre bien conocido y muy popular, sin embargo, su fama y presencia en el exterior siempre ha sido bastante modesta. Tal vez porque su obra se basa principalmente en motivos, cultura y cuentos checos.

Hasta el 1 de abril de 2018 los visitantes pueden ver casi 400 obras distribuidas en cuatro pisos del edificio, entre ellas los cuadros más famosos de Lada, su obra para niños, ilustraciones de revistas o una réplica de su despacho junto con sus cosas personales. Se puede apreciar también el vestuario diseñado por él para piezas teatrales. De esta manera el evento permite conocer de manera más compleja la vida y la obra de Lada, y mostrar al ilustrador y pintor de otras perspectivas.

Ocho museos y galerías junto con los coleccionistas privados prestaron su colección para esta exposición, algunos de los cuadros e ilustraciones no han sido expuestos desde 1957. Es que la obra de Lada se encuentra repartida por todo el país y nadie sabe exactamente cuantas piezas comprende.

Además, por primera vez la exposición incluye también objetos interactivos como es un modelo del carro de un cuento de hadas, o una maqueta del libro para los más pequeños. Se dan también proyecciones de la serie animada sobre el Gato Mikes, uno de sus personajes emblemáticos. Mikes es un gato que habla y vive numerosas aventuras junto con otros compañeros animales, aventuras que atraen a los niños hasta nuestros días.

En el marco del programa acompañante tienen lugar conciertos de las composiciones de películas interpretadas por la Orquesta Filarmónica de Cine, y visitas guiadas con el nieto del pintor. Para estas actividades es necesario hacer una reserva en la página web del evento.

La exposición está abierta todos los días entre las 9 de la mañana y las 8 de la noche.

Josef Lada nació en 1887 en Hrusice, un pequeño pueblo de Bohemia Central, a unos 40 kilómetros de Praga. Sin embargo, durante su adolescencia se mudó a Praga donde muy pronto empezó a publicar ilustraciones y caricaturas en periódicos.

Además, escribió también cuentos y películas animadas para niños. De esta manera fue haciéndose famoso. A pesar de venir de una familia modesta, fue un hombre muy culto. Falleció en Praga en 1957.

Durante su larga carrera artística ilustró unos 120 libros con aproximadamente 15 mil ilustraciones, publicó una veintena de libros infantiles muy populares hasta ahora, pintó unos 500 cuadros, colaboraba con unos 80 periódicos checos y 8 extranjeros, preparó animaciones para 4 películas. Sus pinturas vistas como un arte puramente checo y atemporal se convirtieron en uno de los tesoros nacionales muy apreciados.

Por lo general, sus cuadros se destacan por una peculiar magia y poesía lírica, son alegres, optimistas,  y reflejan las costumbres y escenas de la vida cotidiana de los habitantes del campo checo. Particularmente los paisajes de invierno y de la época navideña emanan una atmósfera poética y festiva. En su obra creó varios personajes míticos, no obstante, se ganó un renombre especial como ilustrador de la reconocida novela Las aventuras del buen soldado Švejk (del escritor Jaroslav Hasek).

Más información sobre la exposición encontrarán en: www.sedmickyjosefalady.cz.

Otras fuentes: CoKdyVpraze.cz, Radio.cz/es. Foto 1, foto 2, foto 3, foto 4.