Música de diferentes géneros hace sonar Praga de otoño

Los artistas destacados de la escena musical contemporánea participan en Praga en el festival internacional de música conocido bajo el nombre “Las cuerdas de otoño“ (Struny podzimu). Su misión principal es transmitir al público una variedad infinita del mundo de la música, sin considerar los límites de géneros, y de esta manera enriquecer la escena cultural checa. Por lo tanto, el evento abarca diferentes géneros de música que van desde la música clásica, el jazz, la música de fusión sofisticada (crossover), hasta la música antigua, étnica y la llamada música del mundo.

En el marco de esta edición 19, se celebran diez conciertos. La cantante portuguesa, la reina de fada, Mariza inauguró el festival este lunes 6 de octubre en una sala repleta de la Ópera Estatal (en la foto 2). El festival se prolongará hasta el 12 de noviembre, cuando el programa culminará con la presentación de la bailadora española de flamenco Estrella Morente.

Entre otros intérpretes excepcionales se destacan también el famoso pianista y representante del jazz Ahmad Jamal (en la foto 3), el compositor legendario Steve Reich, o el trompetista y cantante de jazz proveniente de Sudáfrica Hugh Masekela.

El festival hace hincapié en la presentación de proyectos innovadores, y es caracterizado por una interconexión de mundos musicales heterogéneos a primera vista. Este tiene secciones de programas diferentes. La primera es la Inspiración, un lugar para los estrenos de artistas reconocidos a escala mundial. Otra sección, la de la Fusión, se basa en el cruce de géneros y presenta debuts checos interpretados en un contexto inesperado por importantes artistas extranjeros. La tercera de las Personalidades, además de los mejore intérpretes de la llamada música antigua y clásica, dedica un espacio a los músicos más importantes de la escena del jazz mundial.

El programa ofrece también un fin de semana para niños y sus padres juguetones denominado Las cuerdas para niños.

A partir del 2008 se agregó una noche informal para los jóvenes con talento extraordinario, menores de 25 años. Originalmente una plataforma de club, la noche Spotlight se ha convertido en un mini-festival que crea una atmósfera de los famosos clubes neoyorquinos.

Los conciertos y espectáculos tienen lugar en las salas de concierto más prestigiosas de Praga con el fin de brindar a los visitantes una experiencia compleja gracias a la atmósfera mágica.

El evento surgió en 1996 como un proyecto pequeño de dos estudiantes de gestión cultural, quienes fueron encargados de preparar una agenda cultural del Castillo de Praga. Poco a poco, de una serie de programas se ha desarrollado un festival particular, con una programación ambiciosa, donde los jóvenes comparten el escenario con estrellas internacionales reconocidas.

Para más información y el programa completo pueden dirigirse a la página oficial del festival: www.strunypodzimu.cz.

Otras fuentes: CzechTourism.com, Czech.cz. Foto 2.