La primera Semana Colombiana en la República Checa

La capital checa se vistió de color rojo, azul y amarillo celebrando la primera edición del festival cultural Semana Colombiana que se lleva a cabo del 7 al 14 de agosto. El evento pretende dar a conocer la riqueza de la cultura colombiana, contribuir al entendimiento mutuo y estrechar lazos entre ambos países. El programa lleno de actividades interesantes promete a los visitantes vivir experiencias extraordinarias.

La idea de dedicar toda una semana a Colombia surgió en el seno de la Asociación de Colombianos en la República Checa (Asocol) que apoya a sus paisanos en el proceso de integración y acerca a los checos la auténtica cara de su país. De acuerdo con Sandra Casallas, del comité organizador, el evento surgió a raíz de puro amor y cariño por Colombia. Se trata de una iniciativa de voluntarios, organizada con corazón, y esta esencia de la cultura colombiana se refleja en todas las actividades en su pleno esplendor. El festival invita a todos a disfrutar de folklor, música, arte, artistas, deportistas y comida. De hecho, es la primera vez en que se reúne la cultura colombiana para integrarse a la cultura checa y mostrar a la comunidad checa quienes son los colombianos, presentar la cara linda de Colombia.

Para facilitar este acercamiento cultural, el festival resalta los vínculos existentes entre ambos países. Uno de ellos es el talento colombiano cultivado en la República Checa que se puede ver especialmente en la sección ‘Filmfest’. La Semana de Cine Colombiano tiene lugar en el Instituto Cervantes de Praga, Kino Svetozor y en la Escuela de Cine y Televisión de Praga (FAMU) del 9 al 12 de agosto. En total, se dan ocho películas por medio de las cuales se destaca a todos los directores colombianos que se formaron profesionalmente en la mencionada escuela FAMU, y actualmente son muy reconocidos en Colombia. Se elogia el talento colombiano que en realidad tiene historia entrelazada con la República Checa.

Por supuesto, no pueden hacer falta los sabores más y menos conocidos, pero también café y cacao. De hecho, la comida colombiana aún tiene un espacio grande por rellenar en el mapa gastronómico local. Bandeja paisa, aborrajados o mazorcada son algunos de los muchos platillos que deleitaron los paladares en ‘Colombian Food Fest’ el 8 de agosto en el Pabellón Grébovka (Pavilon Grébovka). Varias personas cocinaron todo tipo de platos que los mismo colombianos que viven en Praga no habían podido comer por años. Destacaron los talleres de café y cacao con entrada gratuita donde se dieron degustaciones y charlas. Estas actividades llamaron la atención de la gente dado que son productos que gozan del reconocimiento a nivel mundial.

Sin embargo, el festival ofrece también oportunidades para quemar las calorías adquiridas. Una de ellas es el torneo de fútbol que reunió a la comunidad colombiana el 7 de agosto. La otra invita a todos los amantes de danza a un taller de salsa. Estos eventos deportivos son organizados por la Embajada de Colombia en Viena con la intención de celebrar la independencia de Colombia que se conmemora el 20 de julio. Son espacios para juntar a los colombianos y hacer visible la salud, el deporte y unas de las aficiones más favoritas en Colombia.

Por su parte, los lectores apasionados pueden conocer el proceso de investigación sobre una curiosa historia de un paracaidista checoslovaco que luchó contra los nazis y era abuelo del escritor checo-colombiano Eduardo Bechara. La lectura de autor se celebrará el 13 de agosto en la Biblioteca Municipal de Praga.

Los niños se pueden entretener elaborando y rompiendo piñatas con la organización Niños de Praga, pintando bolsas de tela con la asociación Mili o asistiendo a actividades literarias a cargo de la Embajada de Colombia en Austria. Asimismo, tienen lugar exhibiciones de artistas colombianos y una charla destinada a los viajeros que aún no han explorado este país latinoamericano. La clausura del festival el 14 de agosto pertenecerá a la música y bailes folklóricos en el barco Avoid Gallery, situado en Náplavka, en la ribera de Rašín. Sandra Casallas y su equipo esperan mostrar la cara más auténtica de su país, cuya imagen en la República Checa frecuentemente oscila entre dos lados.

Algunos checos tienen una imagen de Colombia relacionada al narcotráfico, y no ven mucho más allá, tal vez por el tema de las series de televisión y de películas que muestran estos aspectos. No obstante, otros checos tuvieron la oportunidad de visitar el país, leen un poco más sobre la historia y la cultura, y conocen la cara agradable de Colombia como es la gente feliz, los paisajes hermosos, la comida, los artistas y deportistas.

El evento Semana Colombiana cuenta con los auspicios de la Embajada de Colombia en Austria, el Ayuntamiento de Praga 2 y el Instituto Cervantes de Praga, entre muchas otras entidades. Mayor información sobre el programa se encuentra disponible en Facebook.com/ColombianweekCZ/ y en Instagram.com/asocolcz.

Fuentes: Espanol.radio.cz (Dominika Bernáthová), Facebook.com/AsocolCZ. Fotos: Asocol.